Claves para estudiar chino mandarín

Como hemos mencionado en otros posts, el chino mandarín es el idioma más hablado del mundo y su demanda en el mercado laboral se ha disparado en los últimos años, por lo que la cantidad de personas que se deciden a estudiar chino va en aumento.

Además, China es un destino turístico cada vez más popular, y la mayoría de las principales ciudades del mundo tienen su Chinatown, donde te sientes en China mismo, rodeado de letreros en caracteres chinos, con sus tiendas de productos típicos y sus pintorescos artículos de decoración.

Estudiar chino no es complicado

Lamentablemente, existe la opinión de que el chino mandarín es uno de los idiomas más difíciles de aprender. Y esa idea puede desmotivar hasta al más entusiasta .

Ahora bien, como muchas veces pasa, una cosa es la fama y otra la realidad. Es verdad que para un occidental, la lectura y escritura de los caracteres chinos intimida.

Pero desde hace unas décadas, eso ya está más a nuestro alcance con la creación del chino simplificado y el pinyin. Por otra parte, hablarlo no es tan complicado, a pesar de la fama que tienen los tonos.

La gramática del chino mandarín es sencilla

Una estructura muy básica en cualquier idioma es la de sujeto + verbo + objeto. En chino es muy sencillo:

"Yo como arroz" es 我 (Wǒ) 吃 (chī) 米饭 (mǐfàn).

Si cambia el sujeto (tú, nosotros, mi familia…) lo demás permanece intacto. ¡Síííí! El chino mandarín no tiene conjugación verbal. Y para cambiar los tiempos, es decir, si el arroz te lo vas a comer más tarde, o si ya te lo comiste, simplemente se agrega una partícula antes o después del verbo para indicar esa temporalidad.

"Yo comeré/voy a comer arroz" es 我 (Wǒ) 会 (huì) 吃 (chī) 米饭 (mǐfàn).
Ese huì delante de un verbo indica que la acción es en el futuro.

"Yo comí/he comido arroz" es 我 (Wǒ) 吃 (chī) 了 (le) 米饭 (mǐfàn).
El le detrás de un verbo indica que la acción ya se terminó.

La pronunciación puede costarle un poco a un hispano, pero si sabes algo de inglés, verás que hay sonidos similares. Los tonos asustan pero solo son cuatro y pillarles el truco es sencillo.

Todos los idiomas tienen su entonación, el nuestro incluido. En español tenemos identificado el tono más fuerte, que marcamos con el acento o tilde, y clasificamos las palabras según su entonación (aguda, grave o esdrújula).

Un buen profesor marca la diferencia

Profesor da clases de chino online

Parece un obviedad, pero ten en cuenta que saber mucho de algo no es lo mismo que saber enseñarlo. Aprender un idioma implica formar nuevas estructuras en la mente y para hacerlo con éxito necesitamos la guía de alguien capacitado y con la empatía necesaria para adaptarse a nuestro ritmo y habilidad.

Ahora, y más en esta época del Covid-19, la gente aprende chino online mediante clases particulares. Con esta posibilidad podrás aprender chino desde la comodidad del hogar y, en el caso de los cursos de idioma que ofrece la academia Hanyu Chinese School, los estudiantes pueden grabar sus clases para repasarlas en otro momento.

Ponte un objetivo para estudiar chino

Una meta excelente puede ser prepararte para rendir una prueba de competencia de chino mandarín estándar. El examen oficial HSK, Hanyu Shuiping Kaoshi, gestionado por el Ministerio de Educación de la República Popular de China, certifica el nivel del alumno, algo así como el TOEFL de inglés.

Profesores nativos y no nativos especializados en la enseñanza de chino te pueden ofrecer cursos específicamente desarrollados para prepararte para el HSK. En todo el mundo hay una centena de países donde rendir el examen, que consta en la evaluación oral, escrita y lectora. Contacta con nosotros si quieres saber más.

La lengua china puede ser intimidante, pero con una buena motivación y la guía y recursos que te pueden dar profesores nativos y no nativos de experiencia, seguro que conseguirás dominarla en poco tiempo.

.

¿Interesante?

Inscríbete ahora en Hanyu Chinese School y empieza a aprender como nunca antes lo hiciste. ¿Quieres probar una clase gratis?

Deja un comentario